¿Cómo lavar un saco de dormir?

A la hora de lavar nuestro saco de dormir es imprescindible que revisemos primero su etiquetado, ya que este nos guiará en cuanto a que cuidados debemos tener en consideración. Existen sacos de dormir muy sensibles que es preferible llevarlos a lavar en seco con profesionales, como otros que pueden aceptar hasta ser secados en la secadora.

De forma general las recomendaciones son bastante simples, podemos lavar nuestro saco de dormir a mano o en la lavadora.

Lavado del saco de dormir

Una primera consideración, indistintamente del método o tipo de saco de dormir, no usar suavisante bajo ninguna circunstancia. Es perjudicial para el relleno y difícil de enjuagar. Otra tip, el usar agua tibia facilita el lavado pero esta no puede superar los 40ºC, nosotros preferimos no exceder los 35ºC para no dañar las fibras.

Lavado del saco a mano

Para la primera opción lo ideal es utilizar la bañera dada la extensión de estos. Se procede a llenar la bañera lo suficiente como para poder hundir el saco y se coloca una muy pequeña cantidad de jabón de lavar ropa líquido. Menor cantidad de jabón, mejor. Si se tiene un saco de dormir de pluma, existen detergentes especiales para estos rellenos y se recomienda su uso independiente del tipo de lavado. De igual forma usar poco de estos detergentes.

lavar saco dormir tina

Luego, se procede a mover el saco para que este se limpie entrando en contacto con en el agua jabonosa, es importante no estrujar ni ser muy bruscos para mantener las fibras internas en perfecto estado, luego de este paso debemos enjuagar con abundante agua porque no debe quedar nada de jabón en el relleno del saco. De ser necesario, enjuagar una segunda vez.

Lavado en lavarropa o lavadora

La segunda forma de lavado se podría considerar más sencilla pero de igual modo debemos ser atentos. Únicamente pueden ser lavados en una lavadora amplia y que no posea agitador en el centro ya que este rompería las fibras así como aglomeración o empelote el relleno, y nuestro saco quedar inservible.

Como en el lavado a mano, utilizamos una cantidad de jabón muy reducida y procuramos lavarlo en el ciclo de ropa delicada, igualmente en el ciclo de enjuague procurando eliminar cualquier rastro de jabón que pudiese haber quedado en nuestro saco. Hay quienes recomiendan colocar un par de pelotas de tenis dentro de la lavadora para ayudar al proceso.

bolsa de dormir lavar

Cómo secar un Saco de Dormir

Para secarse también contamos con dos métodos, si el etiquetado así lo permite podemos utilizar la secadora o al natural.

Secado en secadora

Si se puede secar un saco de dormir en la secadora pero a una temperatura menor a 40ºC, previniendo no se derrita alguna fibra del material, y si no estamos seguros es mejor optar por secarlo al aire libre. Durante el ciclo también resulta beneficioso sacarlo y agitarlo para mover el relleno, esto pudiera hacerse cada 15 minutos hasta que esté completamente seco.

Secado al natural

Lo extendemos en un sitio donde la brisa transcurra libremente sin quedar expuesto al sol de forma directa, recuerda que los rayos UV deterioran la tela del saco, procurando que se mantenga horizontal. No recomendamos colgarlo porque pierde la forma el relleno. De igual forma moverlo cada cierto tiempo ayudará a la vida útil.

Recomendaciones para el lavado del saco de dormir

  • En ninguno de estos casos debemos estrujar nuestro saco, ya que maltrataríamos mucho el relleno ya sea de algodón, plumas o fibras sintéticas.
  • Recordar usar poco jabón y temperaturas menores a 40ºC.
  • Evitar el sol directo porque daña el poliester y otras fibras sintéticas externas.
  • Tómate tu tiempo, lavar y secar el saco puede llevar un par de horas.
  • Si tienes dudas, llevalo a un lavado al seco profesional.
  • Finalmente, procura lavar el saco sólo cuando lo amerite, menos es mejor porque alargamos la vida útil. Si sólo posee unas pocas manchas no es necesario todo el proceso de lavado.